Revista ChileLibre
Portada » Marzo
Crónica Libre General

Marzo

¿Moros y cristianos, griegos y troyanos, tirarán toda la carne a la parrilla en esos 31 días donde se juega el destino de Chile en el mes siguiente?

Por Arturo Alejandro Muñoz (@artamumu)

NO LOGRÉ sustraerme al espanto de muchos de mis conocidos y amigos. Viene Marzo, y los rumores, pronósticos y temores acechan por doquier. Una especie de fatalidad desprendida del oráculo de Delfos sacude a una parte de la sociedad chilena, aunque en este caso se trata de un muy criollo oráculo, el cual  no está situado a los pies del monte Parnaso en Grecia, sino en un par de calles santiaguinas –Suecia y Antonio Varas- donde alzan sus sedes centrales las dos principales tiendas políticas del sector derechista nacional.

Entiendo el miedo derechista a este próximo mes. En esas cuatro semanas se juegan el pellejo, es decir, ponen en riesgo todas las prebendas y privilegios que inmoralmente se han agenciado durante cuarenta y cinco años disfrazados de ejercicio seudo democrático.

Como bien sabemos, Marzo procede de aquel antiquísimo calendario romano cuyo primer mes estaba dedicado a Marte, dios de la guerra. Extraña coincidencia si señalamos algunas de las publicaciones belicosas y bravuconas efectuadas por ciertos ultraderechistas que llaman, vía redes sociales, a armarse para “matar comunistas” (sic). Al parecer, en ese sector conservador y talibán católico, hay poca o nula confianza en cuanto a vencer democráticamente con la alternativa ‘Rechazo’ en abril próximo. Si desde allí llaman a la ‘guerra’, y siguen hablando de un ‘enemigo interno’, significa que barruntan una derrota en el plebiscito.

Entonces, ‘a la guerra llaman’. Y comienzan las amenazas y las indirectas conducentes a encontronazos violentos. Ejemplos hay muchos, las redes sociales están llenos de ellos. Rescato algunos.

En twitter escribe un chileno llamado César Leiva (@cesar_o_leiva), con una fotografía donde se le ve vestido con uniforme de cadete de la escuela militar.

https://twitter.com/cesar_o_leiva/status/1231106402313293825?s=20

Pregunto, ¿proteger enemigos externos y enemigos internos? Eso escribió, señor cadete.

Otro tuitero,  @Alejand78716215, quien dice ser ingeniero naval y estar en contra de la educación gratuita y ser pro-AFP, obviamente derechista a concho, escribió en su cuenta:

Por cierto hay tuiteros más belicosos aún, derechamente violentistas y matones. He aquí dos casos.

Un tal Sebastián Izquierdo, de ‘Capitalismo Revolucionario’ (no se rían, así dice él que se llama su grupo), seguidor de José Antonio Kast, promueve en tuiter el uso de armas de fuego (armas largas) para “darle su merecido a los violentistas izquierdistas y defender la Constitución de 1980’. ¿Qué tal?  ¿A balazos? Sí, a balazos.

También han aparecido algunos ex ‘Patria y Libertad’ (¿los abuelos o los nietos?, sabrá Dios), distribuyendo este papelito, con el cual pretenden armar una especie de compañía militarizada para salir a las calles dispuestos a enfrentar a quienes voten, hayan votado o propugnen apoyo a una nueva Constitución.

Entonces, preparando el terreno, tiendas políticas derechistas a través de sus emisores propagandísticos como son ciertos periodistas y locutores, siembran las semillas del terror,  ya que están seguras que mucha gente -gente desinformada, inocente y crédula- seguirá sus aguas de forma tal que, una vez más, les permitirá dibujar en sus medios la figura de un país sumido en el caos y el desorden, aunque los dueños de la férula, sonrientes y a salvo, seguirán nutriendo sus cuentas bancarias con cantidades de dinero que sobrepasarán la obesidad mórbida financiera. Para estos engendros, marzo –el mes romano y dios de la guerra- será fructífero.

Pero, si el pueblo resiste a la andanada de ataques terroristas mediáticos propalados por los dueños del capital y sus lacayos, el triunfo estaría asegurado, ya que, aún si hubiese después de ese triunfo  bayonetas  y tanques en las calles, aún si hubiese gorilas uniformados en el gobierno, aún si hubiese toque de queda e imposiciones de cuartel…¿cambiaría ello el pensamiento de los trabajadores, los campesinos, los estudiantes, los empleados, los profesionales? Obviamente, no. He ahí la derrota, a mediano plazo,  del establishment neoliberal salvaje. La idea es que tal derrota puede adelantarse en el plazo inmediato con el triunfo del ‘Apruebo’  en abril. Si ella ocurre, el fascismo quedaría sin argumentos ante el mundo y ante la Historia, ante el país…y ante a sí mismo.

Como siempre, amigo lector, usted tiene la palabra. Los datos duros, las informaciones y las realidades están frente a sus ojos. Usted decide.

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia.

Publicaciones relacionadas

Prohibido leer: la censura contra los libros a lo largo de nuestra historia (III).

Felipe Pezoa Dittus

Valentina y su lucha por operarse: la salud es un derecho

Claudia Uribe Fuchslocher

Brasil, experimento mil de la derecha

Lic. Alejandro Marcó Del Pont

Deje un comentario

Este sitio web utiliza 'cookies' para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero eres libre de no participar si así lo deseas. Acepto Leeré más