Revista ChileLibre
Portada » Denuncio que todo el Estado de Chile falló
Series Libres

Denuncio que todo el Estado de Chile falló

QUE SUFRÍ crimen de Lesa Humanidad y por lo cual el Banco Santander se apoderó indebidamente del dinero del remanente de los remates y ventas de mis propiedades.

Que el empresario Carlos Domingo Celle Cafferata, ladrón de cuello y corbata nos estafó en la venta de una propiedad.

Que el sistema está corrupto que es negligente, abusivo y que la justicia no hizo nada, ayudar a estos delincuentes para que sigan estafando, sin un mínimo castigo.

Estás denuncias son extremadamente graves y merecen toda la atención y el repudio de la ciudadanía, por ello mi incansable lucha en busca de justicia.

Mi nombre es Carlos Marchat Santana, tengo 62 años y desde hace mucho tiempo estoy en las redes sociales denunciando las injusticias e irregularidades del que fui victima por el proceder de irregular de varias instituciones. En esta lucha diaria en RRSS veo mi única forma de poder conseguir un poco de justicia y así lograr apoyo del pueblo chileno, dado que todas las instancias que se gestionaron no dieron ningún resultado a mi favor.

Pese a que las denuncias se realizaron en tiempo y lugar correspondiente, nunca fui escuchado, nunca se me dio protección alguna de parte de las instituciones que por ley nos deben proteger, se me negó auxilio y muy por el contrario se me atacó con todo el poder del Estado.  Fui perseguido e incriminado por agentes del Estado, encarcelado injustamente, en la cárcel de alta seguridad de Huachalalume de La Serena, donde estuve recluido por más de un año, sufriendo crimen de lesa humanidad, crimen que no prescribe.

Desde niños fui bueno para los negocios y trabajólico, siempre pensando en el futuro, casarme, formar familia, ver crecer a mis hijos y nietos, envejecer junto a mi señora y tener un buen pasar en nuestra vejez, algo con lo que todos soñamos y necesitamos. Todos estos sueños se fueron a la basura, ello por la negligencia y la corrupción imperante en el Estado y el Sistema.

Hoy vivimos con mi familia en la incertidumbre, sin poder conciliar el sueño, sin casa, sin recurso, hoy vivimos en la extrema pobreza.

Tenía mis objetivos claros, trabajar duro mientras pudiera y tener un buen pasar cuando viejo, me saque la cresta trabajando día y noche, tuve trabajo y pude dar trabajo a otros, tuve un buen pasar hasta que me tope con gente malvada. Mii culpa fue despedir a una cajera que trabajaba para mí, la cual era amante de un carabinero y quien estuvo protegida por una red de personas, dentro de las cuales se encontraba un Juez de la República, el cual no titubeó para entrar en el juego, quienes con maldad y malas intenciones prevaricaron en mi contra, “maldad pura”. Por ello mi lucha incansable ya que no puedo dejar pasar estos abusos de poder e injusticias sufridas, ya que no recibí juicios justos ni apegados a derechos.

Mi objetivo es lograr con la ayuda de todos ustedes “El Pueblo”, que mis causas se reabran y se revisen en la Corte Suprema en Santiago de Chile y si es necesario en Cortes internacionales, ello porque un crimen de lesa humanidad no prescribe.
Nadie en su sano juicio, y moral puede avalar estas gravísimas injusticias y abusos de poder a un ciudadano chileno indefenso, éste caso no puede quedar sin justicia, no señores, “Por un Chile Digno y Justo con Igualdad de Justicia para Todos”.

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia.

Publicaciones relacionadas

Una navidad en el mall

Yimmy Vendetta

Actuar desproporcionado, Parte 1 (Historias de la vida real)

Carlos Marchant Santana

Muerte en el Módulo 12 (historias de la vida real)

Carlos Marchant Santana

Deje un comentario

Este sitio web utiliza 'cookies' para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero eres libre de no participar si así lo deseas. Acepto Leeré más